(+34)931675734 info@makomakobcn.com

En ocasiones puede venirnos a la cabeza esa idea de hacer un pequeño cambio en nuestra vivienda para dejarla renovada y más actual. Pero, esta idea se va cuando pensamos que realizar obras en nuestra casa puede llevarnos mucho tiempo, aparte de molestias y papeleos, que no estamos muy preparados a asumir. Por eso hoy queremos ayudarte a que te decidas a dar ese paso y puedas hacer cualquier tipo de reforma en tu casa sin tener miedo a los tiempos del proceso. 

Todo depende de lo que realmente quieras cambiar, no es lo mismo hacer una obra integral de toda tu casa que hacer una parte de ella. Tienes que tener en cuenta muchos aspectos así que vamos a ponerte una serie de ejemplos. 

Decidirte a reformar tu casa y no morir en el intento 

En tiempos generales las reformas completas de viviendas de unos 100 metros, suele oscilar un período de tiempo de entre tres y cuatro meses. En cambio, hacer una habitación de matrimonio, aseo o sala de estar sería alrededor de un mes y una semana. Te damos los datos aproximados para que te puedas hacer una idea: 

  • Cambios en la electricidad de la vivienda puede durar entre una semana y media y/o dos. 

  • Todo el tema de fontanería un poco más de dos semanas. 

  • Los pintores necesitarán quince días para pintar la casa entera. 

  • El alicatado y la puesta a punto del suelo, entre 7 y 9 días para cada tarea. 

  • Las reformas de grandes ventanales y ventanas pequeñas no llegan a 5 días. 

  • Tirar abajo tu vivienda para empezar de cero puede llegar a dos semanas y media. 

Pequeños datos a tener en cuenta 

  1. Piensa que en todo tipo de reformas suelen surgir contratiempos que hay que solventarlos en el momento que se producen, por eso si te han dicho que tu casa estará lista en 4 meses, añádeles unos días más para no pillarte los dedos.  

  1. Hay que consultar, antes de nada, los equipos que van a pasar por tu casa para hacer el trabajo. Los distintos operarios tendrán que hacer su trabajo seguidamente de otros, puesto que en el momento de la reforma no pueden estar a la vez por ejemplo la cuadrilla de fontaneros como la de carpinteros. 

  1. Cualquier cambio de material durante el proceso hará que tu reforma tarde unos días más en finalizarse. 

  1. Otro punto clave es la temperatura de la época en la que estás haciendo la reforma. Todos los materiales y acabados necesitan secarse, por lo que a lo mejor necesitaremos un día o dos extras, si el tiempo en esos días es muy húmedo o hay días lluviosos. 

Teniendo en cuenta todos estos puntos puedes planificar con más medida los días que van a estar en tu casa trabajando. Nosotros te recomendamos que contactes con profesionales para no tener problemas durante la obra. Las obras son procesos lentos pero que, viendo el resultado, merecen la pena. 

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar